Beneficios de la aromaterapia en los ancianos

Facebook
Twitter
WhatsApp

Los aceites esenciales pueden ser una ayuda muy valiosa para la calidad de los ancianos, tanto por el efecto de su perfume en el estado de ánimo como por su función benéfica en el organismo, gracias a su compleja composición química que los convierte en potenciales antibióticos naturales.

Los aceites esenciales y su relación con el sentido del olfato

Al inhalar los aceites esenciales, sus moléculas volátiles tienen un efecto balsámico sobre el sistema respiratorio y, al mismo tiempo, gracias a la conexión entre el sentido del olfato y el sistema nervioso, pueden mejorar el estado de ánimo de los ancianos. Varios estudios confirman que el efecto del perfume en el sistema nervioso tienen excelentes resultados debido a la capacidad de los aceites esenciales de estimular la producción de endorfinas, es decir, nuestras morfinas naturales, especialmente los aceites esenciales de cítricos como la mandarina, la bergamota, el limón, la cidra y la naranja.

Durante las largas estancias en el hospital, sería aconsejable llevar un difusor a la habitación donde se pueden diluir durante el día unas gotas de aceites esenciales de cítricos que estimulan el buen humor; o, para lograr un efecto purificador y balsámico, difundir aceite esencial de árbol de té o aceite esencial de lavanda si queremos un efecto relajante.

Aceites esenciales beneficiosos para la piel

Los aceites esenciales son excelentes productos eudérmicos, debido a su composición similar a la del sebo y gracias a su bajo peso molecular, que permite que los principios activos lleguen a la dermis y ayuden al funcionamiento de la piel.

Los aceites esenciales para personas mayores deben utilizarse con vectores que, a su vez, son excelentes productos para la salud de la piel. La arcilla blanca es una de ellas y resulta muy útil como sustituto del talco por su impalpabilidad y sus características absorbentes y desodorantes. Sus usos son múltiples, desde la aplicación en zonas sudorosas de la piel (axilas, pies, debajo de los senos), hasta las úlceras de decúbito, pasando por el alivio de los picores.

La picazón es una molestia común durante la “Tercera Edad”.

Especialmente para los ancianos, el picor es un medio para desahogar el estrés y la angustia. Intentar aliviar esta molestia en la piel se convierte en una forma de tranquilizarse, así como de demostrarse a sí mismos que están vivos y en un presagio de sensaciones físicas. Las cremas y los aceites son muy útiles, ya que dan lugar a masajes y caricias, y el picor es a menudo una molestia racional que atestigua la necesidad de ser escuchado, es una petición de ayuda y amor.

Para los picores o irritaciones de diversa índole, son indicadas cremas calmantes y refrescantes, a base de aloe, de consistencia ligera, fácilmente absorbible por la piel; alternativamente, se pueden preparar oleolitos de caléndula en los que diluir unas gotas de aceite esencial de lavanda (en 100 ml de caléndula 30 gotas de aceite esencial).

El aceite esencial de lavanda, aliado de las personas mayores

El aceite esencial de lavanda es una verdadera panacea para las personas mayores, su aroma tiene un efecto equilibrador sobre el sistema nervioso y favorece el sueño.

Un baño de pies nocturno preparado añadiendo 10 gotas de aceite esencial de lavanda a una taza de sal (si no hay lesiones en la piel de los pies) o de bicarbonato de sodio, y diluyéndolo después en agua, ayudará a tener un descanso nocturno más tranquilo y, en consecuencia, a estar más alerta durante el día. También puedes preparar un aceite de masaje para los pies porque el aceite esencial de lavanda tiene un efecto calmante y relajante.

También se recomiendan los aceites para masajear las piernas a base de aceite esencial de romero, que estimula y reactiva la circulación, ayudando a que las extremidades inferiores, a menudo cansadas, se sientan más vitales y activas. Puedes diluir 20 gotas de aceite esencial de romero en 100 ml de aceite de hipérico, pero hay que evitar su uso por la noche.

Masajear a los ancianos con cremas y aceites es una forma de demostrarles cariño y afecto, es bueno para ellos, pero también para nosotros.

Si necesitas ayuda con el cuidado de una persona mayor, desde Wayalia te ofrecemos las mejores cuidadoras por horas e internas del país. Proporciona una experiencia agradable a tus mayores y asegúrate de que estén las mejores manos con Wayalia.

¿Te podemos ayudar?

Comparte el artículo

Facebook
Twitter
LinkedIn

Deja un comentario